¿QUE SON CAÍDAS EN EL ADULTO MAYOR Y CUALES SON SUS CONSECUENCIAS?

​Una caída se define como el efecto de permanecer en forma no intencionada en tierra, piso o nivel más bajo. Ir caminando y terminar en suelo, intentar sentarse en una silla e irse hacia atrás, estar acostado en cama, rodar y caer, son ejemplos de caídas. Estudios muestran que casi la mitad de los individuos sanos mayores de 65 años se caen por lo menos una vez al año, y la mitad de los mayores de 80 años se caen en un año. Las mujeres caen 3 veces más que los hombres. Desafortunadamente los adultos mayores asumen que caer es normal por la edad o como no hay lesiones, no consideran necesario reportar que han caído. También los médicos no preguntamos acerca de las caídas y muchas veces nos encontramos tardíamente con las consecuencias de caer.

Aquí te enseño cuales son los factores que ponen en riesgo a una persona adulta mayor a caer:

Factores propios de la persona adulta mayor ( llamados intrínsecos o del individuo ) : recuerdas los cambios mencionados en la sección de envejecimiento? ( cambios balance , marcha , fuerza muscular , reflejos), cuando se asocian a los factores que siguen , originan cuando caminamos por superficies irregulares , pisos mojados, los mecanismos para compensar el equilibrio y protegerse del riesgo son insuficientes , originado que el tiempo de respuesta sea prolongado y la caída se presente.

Enfermedades visuales y auditivas originan alteración sensorial; ansiedad, depresión, demencia alteran la capacidad de respuesta.

Enfermedades neurológicas (neuropatías, Enfermedad de Parkinson), del corazón (falla cardíaca, cardiopatías), pulmonares (bronquitis crónica, EPOC ), hígado (cirrosis), del riñón (enfermedad renal crónica) hueso, músculo y articulaciones (artrosis, artritis, osteoporosis, sarcopenia), diabetes mellitus originan debilidad músculos y articulaciones de brazos y piernas, agotamiento al caminar llevando a limitación para caminar, desuso y más riesgo de caer.

Uso de medicamentos y la combinación entre ellos, origina inestabilidad (sensación de pérdida del equilibrio cuando vamos caminando o estamos de pie), mareos, embotamiento, somnolencia, reducen la presión arterial cuando nos movemos, y llevan a más riesgo de caer.

Factores ambientales (extrínsecos o del entorno): ausencia de iluminación adecuada, superficies irregulares, presencia de tapetes, pisos húmedos, espacios con objetos bajos y muy atiborrados, obstáculos al caminar (bordes, desniveles, escaleras). Algunas veces situaciones tan sencillas como bajarse de la cama y enredarse en las cobijas o sentarse en una silla sin la precaución de agarrarla antes puede hacernos caer. En nuestras calles son frecuentes los tropezones o deslizamientos por las condiciones de las aceras.

Consecuencias de las caídas:

Las consecuencias pueden ser varias desde lesiones en piel, fracturas hasta perdida de la capacidad de valernos por nosotros mismos y de movernos independientes. Cuando evitamos caminar y valernos por nosotros mismos, se atrofian músculos y las articulaciones se vuelven rígidas, con dolor, debilidad y posterior pérdida de la función de nuestros músculos y articulaciones. El sistema cardiovascular (esto es la presión arterial, corazón y vasos sanguíneos) pierden su función normal (se conoce como desacondicionamiento) y por esto después de inactividad prolongada hay mareo, inestabilidad, dolor de cabeza y palpitaciones.

Con frecuencia se presenta miedo a caer en las personas que ya han caído, negándose a hacer las actividades usuales o caminando agarrando los muebles, la pared o mediante la ayuda de terceros. En otros adultos mayores que no han caído, el miedo se basa en la sensación de inestabilidad, cuando se han visto a punto de caer, lo que genera inseguridad o al ver la experiencia de otros amigos o familiares cuando caen.

Algunos adultos mayores pueden desarrollar confusión, depresión y estar completamente dependiente de otros por mucho tiempo, lo que se conoce como síndrome postcaida.

Cualquiera que sea la consecuencia, ya sea leve como un raspón o severa como miedo a caer o una fractura de cadera, el mensaje va dirigido en la identificación temprana y la prevención de la caída, sigue leyendo para aprender como puedes hacerlo.



Entradas destacadas
Próximamente habrá aquí nuevas entradas
Sigue en contacto...
Entradas recientes